¡Pregúntanos!

¿Cómo sé si soy VIH-positivo?

La única forma de saber si una persona es VIH-positiva es a través de una prueba de detección, ya que no hay síntomas que puedan verse físicamente, incluso hay personas que viven con el virus y no lo saben. Puedes realizarte la prueba detección (prueba tradicional o rápida), si el resultado es positivo (reactivo), se tiene que realizar otra prueba ELISA (u otra prueba rápida), y confirmarla con la prueba Western Blot.

¿Cómo saber si pude haber adquirido el VIH?

Si has tenido alguna práctica de riesgo como: sexo oral, vaginal o anal sin la protección de un condón, o el uso de jeringas ya utilizadas, podrías haberlo adquirido. Te recomendamos que acudas a realizarte la prueba.

¿En qué me beneficia hacerme la prueba de detección del VIH?

Si el resultado es positivo, puedes acceder a un tratamiento antirretroviral eficaz gratuito (en instituciones públicas, aún si no tienes seguro) que evita la progresión de la enfermedad. Si el resultado es negativo, podrás adoptar hábitos saludables y evitar riesgos de adquirir el VIH o cualquier otra infección de transmisión sexual.

¿”VIH” y “sida” son lo mismo?

No. Las siglas “VIH” hacen referencia a “Virus de Inmunodeficiencia Humana”. Vivir con el VIH significa que el virus se encuentra presente en el organismo y debilitará el sistema inmune. Sin embargo, con el tratamiento antirretroviral adecuado, no tiene por qué derivar en ninguna enfermedad. “Sida” son las siglas de Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida y hace referencia a la última etapa de la infección por el VIH, cuando las defensas están tan debilitadas que no son suficientemente fuertes para hacer frente a otras enfermedades. Una persona que vive con el VIH y sigue el tratamiento antirretroviral adecuado, no tendrá el sida; una persona con el sida sí es VIH-positiva.

¿Cómo actúa el VIH?

El virus entra en el organismo y se reproduce sin causar síntomas. Es cuando se dice que una persona es seropositiva: el virus está presente en su organismo. Poco a poco, otros virus atacan las defensas y dejan al organismo expuesto a diversas enfermedades. El VIH ataca y destruye los linfocitos CD4. Cuando se pierden demasiados linfocitos CD4, el sistema inmunitario tiene dificultad para combatir las infecciones.

¿Por qué necesito un conteo de CD4?

El conteo de CD4 ayuda a determinar si estás en riesgo de tener complicaciones graves por el VIH y también sirve para ver qué tan bien están funcionando los medicamentos contra el VIH. Se puede solicitar un conteo de CD4 en el momento del diagnóstico inicial de la infección por el VIH. Probablemente se repita cada tres o cuatro meses para ver si los niveles del virus cambian con respecto a los del conteo inicial. Si una persona recibe tratamiento contra el VIH, se podrían pedir conteos de CD4 con regularidad, para ver cómo el tratamiento está reduciendo la carga viral en sangre.

¿Cómo se transmite el VIH?

  1. Vía sanguínea.Cuando se está en contacto con sangre que contenga el virus, por ejemplo: transfusiones de sangre con el VIH, trasplantes de órganos con el VIH, agujas o jeringas con el VIH no esterilizadas, objetos punzocortantes con el VIH no esterilizados.
  2. Por relaciones sexuales no protegidas. En las que existe una vía de entrada para fluidos potencialmente infectantes (sangre, líquido preeyaculatorio, semen, secreciones vaginales y el contacto directo con las mucosas del cuerpo).
  3. De la mujer embarazada a su bebé.Puede suceder en diferentes momentos, durante el embarazo a través de la placenta o condón umbilical. En el parto por el contacto con sangre o fluidos vaginales y después del parto a través de la leche.

¿Existen otras vías de transmisión?

No. Está comprobado que el VIH no puede transmitirse por el contacto casual o cotidiano como los abrazos, las caricias, los besos o por compartir utensilios para comer o de baño, ni por nadar en albercas. Tampoco se transmite a través de los animales, ni por picaduras de insectos.

¿Cómo se previene el VIH?

Por vía sexual:
  • Teniendo abstinencia sexual (no teniendo relaciones sexuales).
  • Mediante la práctica de sexo sin penetración (besos, caricias, abrazos, autoerotismo o masturbación y/o eyaculación sobre la piel).
  • Mediante el sexo protegido, es decir, utilizando una barrera (como el condón) que impida el contacto de mucosas y el intercambio de fluidos (líquido vaginal, semen, líquido preeyaculatorio).
Por vía sanguínea:
  • Utilizando sangre y derivados que hayan sido previamente analizados y estén libres del virus.
  • Utilizando agujas y jeringas nuevas en cada aplicación o lavadas y/o hervidas.
  • Utilizando guantes de látex o poliuretano siempre que se maneje sangre o secreciones corporales.
Por vía perinatal:
  • Ofreciendo la prueba de detección para el VIH al 100% de mujeres embarazadas, de manera gratuita, voluntaria y confidencial en los servicios de salud de todo el país.
  • Ofreciendo medicamentos antirretrovirales gratuitos a todas las embarazadas con el VIH.

¿Qué es el sida?

Es la abreviatura de Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida, enfermedad producida por el VIH cuando el virus no se trata con la terapia adecuada. El VIH ataca fuertemente al sistema inmunológico, bajan las defensas del cuerpo y aparecen enfermedades ante las que el sistema inmunitario está debilitado para hacer frente. Se requiere de una valoración médica y tratamiento especializado.

¿Cuáles son los síntomas del sida?

Pocas veces se presentan síntomas claros, por lo que, frecuentemente se puede confundir con otras enfermedades virales, así que la mejor y única manera de saber que eres VIH-positivo y en qué fase de la infección te encuentras es realizándote la prueba de detección (ver pregunta 1).

¿Qué es el binomio Tb/VIH?

Es la relación que se da entre el VIH y la tuberculosis: La presencia del VIH aumenta la probabilidad de adquirir tuberculosis hasta en un 50 por ciento, debido a la baja de las defensas del organismo, por lo que se deberá descartar la presencia de tuberculosis. De la misma forma, todo paciente que es diagnosticado con tuberculosis incrementa en un 50 por ciento la posibilidad de adquirir el VIH, por lo que deberá de realizarse una prueba rápida o de Elisa.

¿Qué necesito para realizarme la prueba?

  • Información y orientación sobre el VIH y otras infecciones de transmisión sexual (ITS).
  • Tomar en cuenta el período de ventana (3 meses después del último contacto de riesgo).
  • Hacer una valoración, mediante una consejería, del riesgo de haber contraído la infección por el VIH.
  • Tomar la decisión de practicártela o no (es voluntaria).
  • Firmar una carta de consentimiento informado.
  • Tomarse una muestra de sangre. El tiempo de entrega del resultado es de aproximadamente 1 hora (aunque puede variar de una institución a otra).
  • El resultado y los datos que se brindan son totalmente confidenciales y anónimos.
  • Recomendación: Para hacerse la prueba del VIH, se debe acudir en ayuno de 8 horas, mínimo de 4 y no haber ingerido bebidas alcohólicas ni drogas. Llenar un formulario/ficha.

¿Dónde puedo hacerme la prueba gratis?

  • Las clínicas del IMSS o ISSSTE (si eres derechohabiente).
  • Los Centros de Salud cerca de tu domicilio.
  • También podrás encontrar información en CENSIDA (Centro Nacional para la Prevención y el Control del VIH y el sida) acerca de dónde se encuentran ubicados los Centros Ambulatorios para la Prevención y Atención en sida e Infecciones de Transmisión Sexual (CAPASITS) en la Ciudad de México y en cada Estado de la República.
  • En los Wellness Center de Impulse Group México y AHF México.
  • En la Clínica Condesa.
  • En algunas organizaciones no gubernamentales también realizan pruebas rápidas a bajo costo.
Visita nuestro directorio completo.

¿Qué resultados me puede dar una prueba de detección del VIH?

La prueba puede arrojar dos resultados: Positivo (Reactivo) o Negativo (No reactivo). Resultado Negativo: Indica que la persona no ha estado expuesta al VIH, no se encontraron anticuerpos contra el VIH en la muestra, lo que indica que la persona es VIH-negativa o se encuentra en el periodo de seroconversión (período ventana) después de exponerse al VIH. Normalmente, significa que la persona no tiene el VIH en su organismo y para continuar así debe ejercer su sexualidad con responsabilidad, evitando las prácticas de riesgo y usando condón. Sin embargo, cuando la infección es reciente, la prueba puede dar un resultado de "falso negativo", a pesar de estar viviendo con el VIH, y se debe a que el sistema de defensas aún no ha desarrollado anticuerpos contra el virus por lo que es necesario esperar 3 MESES (periodo ventana) desde la fecha en que se pudo haber estado en riesgo de adquirir la infección, para realizarse la prueba. Un resultado negativo NO significa: que se esté libre de contraer el virus que causa el sida, que no debas usar métodos de protección contra el virus y que estés protegido contra el VIH. Resultado Positivo: Significa que existen anticuerpos contra el virus del VIH, lo que indica que existe la probabilidad de infección por el VIH y debe realizarse una segunda prueba de tamizaje (rápida o tradicional) y de ser positiva nuevamente, confirmar con una prueba conocida como Western Blot. Ser VIH-positivo NO significa tener el sida. Un resultado positivo NO significa: Que tienes el sida, que debes evitar tener relaciones sexuales o que sea imposible llevar una vida normal.

¿Si las pruebas dan positivo al VIH, qué sigue?

  • Debes practicarte una prueba confirmatoria y si también resulta positiva, significa que eres una persona que vive con el VIH y que debes seguir el tratamiento antirretroviral adecuado para que el virus no dañe tu salud.
  • Significa que requieres tomar precauciones y cuidados especiales para evitar enfermedades que pueden llegar a ser graves.
  • Debes seguir tu tratamiento tal y como lo indiquen los médicos especialistas que te atiendan. Estos medicamentos se proporcionan gratuitamente a todas las personas que viven con el VIH residentes en el país.
  • Evitar prácticas de riesgo que puedan reinfectarte o transmitirte otras infecciones de transmisión sexual.
  • Evitar diseminar la infección con prácticas de riesgo.
  • Usar condón para evitar la transmisión del VIH.
  • Utilizar siempre jeringas y agujas nuevas.
  • Hacerte pruebas periódicas específicas, para conocer tu estado de salud y la efectividad del tratamiento antirretroviral.

¿Qué son las pruebas rápidas de detección del VIH?

Son métodos para la detección de anticuerpos contra el Virus de la Inmunodeficiencia Humana (VIH) en suero, plasma o sangre total y fluido oral. Este resultado se obtiene en minutos y estas pruebas son similares a las tradicionales y pueden tener sensibilidad y especificidad cercanas al 100%.

¿Por qué es aconsejable realizarme una prueba rápida de detección del VIH?

  • Para saber si vives con el virus y, en tal caso, recibir el tratamiento antirretroviral de manera oportuna.
  • Para proporcionarte el tratamiento antirretroviral adecuado en beneficio de la conservación de tu salud.
  • Para que ejerzas tu vida sexual de una manera plena y responsable.

¿Cómo se realiza la prueba rápida?

Se toma un poco de fluido de tus encías o una gota de sangre de uno de tus dedos, se coloca en un dispositivo para su análisis y se obtiene el resultado en unos minutos. En caso de un resultado positivo, es necesario hacer otra prueba que confirme ese resultado. Son voluntarias, anónimas y confidenciales, como todas las pruebas de detección del VIH.

¿Son fiables las pruebas rápidas?

Sí. su efectividad es casi del 100%. Por ley, debe practicarse con personal capacitado e incluye consejería: información y acompañamiento emocional.

¿Qué es la consejería?

Es el acompañamiento de un especialista antes, durante y después de que te hagas una prueba rápida de detección del VIH. Te dará la información necesaria y personalizada para que te mantengas saludable y además aclarará todas tus dudas.

¿Dónde puedo recibir consejería sobre el VIH?

Con el equipo de Impulse Group México y AHF México, (en el Tel. 52 07 90 81) ó puedes acudir a cualquier unidad de salud donde se realiza la prueba rápida: CAPASITS o COESIDA.

¿Me debo hacer la prueba de detección del VIH?

La recomendación es que si llevas una vida sexual activa te realices la prueba de detección del VIH por lo menos cada 6 meses y conozcas tu estado.  Es conveniente cuestionarte si:
  • ¿Has tenido relaciones sexuales con una o varias parejas sin protección?
  • ¿Has recibido transfusiones sanguíneas antes de 1980?
  • ¿Has tenido o tienes alguna infección de transmisión sexual (ITS): sífilis, gonorrea, herpes genital, condilomas, etc.?
  • ¿Has usado drogas inyectadas, compartiendo agujas o jeringas sin desinfectar con otras personas?
  • ¿Has compartido objetos punzocortantes o jeringas sin desinfectar?
  • ¿Has sufrido algún accidente en el que hayas estado en contacto con sangre de otras personas?
  • ¿Planeas tener un bebé?
  • ¿Estas embarazada?
Si contestaste "SÍ" a alguna de estas preguntas, es recomendable que platiques con tu médico sobre la posibilidad de hacerte la prueba de detección de anticuerpos del VIH.

Si vivo con el VIH, ¿puedo reinfectarme?

La reinfección hace referencia a la adquisición de distintas cepas del VIH, si el segundo virus se adquiere cuando la primera cepa del virus ya se encuentra establecida. Es decir, supone adquirir el virus nuevamente, siendo VIH-positivo. Hasta la fecha, los casos de reinfecciones no son comunes. Sin embargo, es importante seguir tomando precauciones cuando vives con el VIH, ya que la reinfección puede provocar resistencia a medicamentos y acelerar el crecimiento del virus en el organismo.

¿Me pueden obligar a que me haga la prueba de detección del VIH?

No. Es importante que sepas que nadie puede obligarte ni condicionarte a practicarte esta prueba. Es una decisión personal, voluntaria, informada y el resultado debe ser confidencial.

¿Si estoy embarazada, me puedo hacer la prueba?

Sí, y es aconsejable que te la realices. Si el resultado es positivo, puedes transmitir el virus a tu bebé durante el embarazo, el parto o la lactancia. Pero si detectas a tiempo que vives con el VIH, hay tratamientos antirretrovirales efectivos para evitar en un alto porcentaje la transmisión del VIH de madre a hijo.

¿Cómo puedo evitar transmitir el virus a mi bebé?

La única manera efectiva es seguir tu tratamiento antirretroviral tal y como el médico te lo indica. Debes recibir asesoría muy completa sobre los riesgos que corren tú y el bebé, de manera que puedas tomar decisiones conscientes e informadas.

¿Tengo riesgo si practico sexo oral?

Sí, en caso de no usar condón. El tejido de la boca, glande, vulva y ano pueden permitir el ingreso de fluidos infectantes y, si hay lesiones, incrementa el riesgo de contraer el VIH, pero también otras Infecciones de Transmisión Sexual (ITS): hepatitis B y C, Sífilis, Gonorrea, Virus del Papiloma Humano (VPH) y Herpes Genital.

¿Dónde pueden atenderme?

  • Las clínicas del IMSS o ISSSTE (si eres derechohabiente).
  • Los Centros Ambulatorios para la Prevención y Atención en sida e Infecciones de Transmisión Sexual (CAPASITS) en la Ciudad de México y en cada Estado de la República.
  • En la Clínica Condesa.

¿Qué significa ITS?

Es la abreviatura de las Infecciones de Transmisión Sexual. Estas se adquieren o se trasmiten por lo general a través de relaciones sexuales no protegidas y deben ser atendidas de manera oportuna, ya que se puede estar expuesto a adquirir otras o complicarse.

Queremos que te mantengas informado. ¡Envíanos tus dudas y les daremos respuesta!
*Publicaremos tu pregunta de manera anónima.

 

Al usar este formulario accedes al almacenamiento y gestión de tus datos por parte de esta web.



Las 3Rs del VIH: Reducir carga viral, reducir efectos secundarios en el organismo y reducir enfermedades asociadas al VIH.

Acércate siempre a un médico para más información.

Conoce las 3R’s del VIH para mejorar la calidad de vida de los pacientes: Reducir carga viral, Reducir efectos secundarios en el organismo y Reducir enfermedades asociadas al VIH.

Fuentes:

logo-fondo-rojo